Ciudad Valles

Hacen ritual de mitad de año de siembra de flores

  • Que marca el inicio del ciclo productivo de este año.

Ismael González

En la Casa de Cultura en el Ejido La Lima, autoridades indígenas llevaron a cabo este lunes el ritual de mitad de año o de siembra de flores, lo que marca el inicio del ciclo productivo de este año.

José Doroteo Hernández Moctezuma jefe de Asuntos Indígenas en Valles explicó que fue dispuesta una mesa orientada a los cuatro puntos cardinales en donde fueron colocados los elementos como el vino, el café y el bolim que representa el “bakan” que en tének significa “tortilla” pero que simboliza el alimento con el fin de agradecer a “Pulik Pailom” o Dios Todopoderoso por la vida y los bienes recibidos.

En el suelo debajo de la mesa, fueron colocadas mazorcas de maíz, semilla de flor de cempasúchil, de ciruela y de plátano así como herramientas que son utilizadas durante la siembra como machetes.

Una vez dispuestas las ofrendas, el anciano, que es una persona de gran respeto en la comunidad, fue el encargado de dispersar el sahumerio y el vino en las cuatro esquinas y en las semillas ubicadas en el suelo y después, los ahí presentes pudieron comer de lo ofrecido.

Luego que terminaron de comer, fueron retirados los elementos de la mesa y el anciano y los asistentes, realizan una procesión con todas las semillas purificadas por el vino y el sahumerio a un terreno donde se entierran a manera de ofrenda acompañado del corazón de un pollo.

Valentín Hernández del Consejo Indígena expresó que ese ritual ancestral se realiza cada año pero de manera íntima porque es cuando los tének agradecen a “Pulik Pailom” por la vida y piden mejores cosechas aunque aclaró que en esta ocasión, optaron por darlo a conocer para que la gente conozca las tradiciones de los indígenas.

Hernández Moctezuma expresó que la fecha es de gran relevancia porque es justo a mitad de año y simboliza el comienzo de la temporada de siembra.

Categorias
Ciudad VallesRelevante SLPSLP