Ciudad Valles

La Ecovía: Un proyecto real o una estrategia de mercadotecnía política

 

Sin un proyecto ejecutivo definido, con muchas dudas y cuestionamientos sobre su realización, en pocos meses ha permitido proyectar la imagen de su promotor, de quien se reconoce, tienen aspiraciones políticas.

 

El 23 de noviembre del 2015 a través de una cuenta en Facebook de nombre Proyectos de Impacto Social Asociación Civil, fue difundida la idea de la Ecovia, la cual pretende construir un total de 34 kilómetros de una pista techada en las principales avenidas de la localidad como el bulevar México-Laredo de la Glorieta Hidalgo al puente negro, el libramiento Ejército Mexicano, la Valles-Ríoverde y Libramiento Poniente así como en la carretera al Ingenio.

En un inicio dicha asociación civil externó que la construcción de la Ecovía costaría alrededor de 30 millones de pesos, que los árboles que fueran quitados serían repuestos al replantarse más; hasta ese entonces el tema aun no era popular sino hasta después de enero del presente año cuando Adrián Esper salió a la luz pública por primera vez y presentó la idea ante el gobernador Juan Manuel Carreras López en una de sus visitas que éste hizo al inaugurar el Centro de Salud Juan Sarabia.

Desde esa fecha en adelante se ha visto el despliegue de un equipo de personas de diversas profesiones cuyo único fin es impulsar la idea de la Ecovía, pero recalcando la imagen de Adrián Esper desde diversos ámbitos, no solo a través de las redes sociales, para lo cual elaboraron videos novedosos y fotografías, sino regalando playeras, bicicletas, incluso en la pasada edición de la Feria hasta un stand fue colocado al interior de los terrenos durante el evento mismo que fue visitado por Carreras López en el primer día.

En los meses de febrero y marzo en las redes sociales el tema se volvió el más importante, sobre todo cuando los árboles Palos de Rosa florearon y personas salieron en defensa ya que acusaban que con la Ecovía serían talados y otros más afirmaban que todo era solo un capricho, porque hay necesidades más apremiantes en la ciudad como la pavimentación y mejora de calles.

Todo esto hizo observar que antes de noviembre del 2015 muy pocos en el municipio y en la región conocían a Adrián Esper Cárdenas, hijo de una familia acaudalada de Valles y que al día de hoy está en la boca de todos por la Ecovía pero ¿será que realmente busca cristalizar esa idea algún día o es un tema solo para proyectarse? Y es que a meses de haberse anunciado, actualmente no hay un proyecto elaborado.

 

 

EL RECHAZO A LA ECOVÍA

 

La idea de la Ecovía según su impulsor salió de la nada y a meses de haberla presentado, ha sufrido algunos cambios ya que Adrián Esper comenta que no son 30 MDP sino entre 50 y 60 MDP lo que costaría construirla y según lo que ha expresado a medios de comunicación, él aportaría el 30%, empresarios de la localidad darían otro tanto, el municipio no daría nada y se bajaría el resto de instancias federales y estatales.

Parte de la población ha mostrado su rechazo a la idea al considerar que hay necesidades de mayor interés a donde deberían destinarse los recursos públicos sean municipales, estatales o federales que al final son del pueblo.

Se enfatiza que la Ecovía hasta el momento solo es una idea porque a la fecha no hay un proyecto como tal sustentado sino que apenas un equipo multidisciplinario está comenzando a realizarlo y tardará un aproximado de 12 meses en culminarse.

Externa Adrián Esper que la idea es rediseñar el camellón de los bulevares reemplazando la vegetación que ahí se tiene por una que no se necesite regar o dársele mantenimiento como el pasto inglés aunque corrigió que no se pretende derribar los Palos de Rosa ni las palmeras.

En la mayoría de los camellones que existen dijo, ahí cabría la pista donde el ciclista circule mientras que hay otras rúas donde se tendría que regularizar la medida tomando parte de la carpeta de rodamiento pero no se cuenta con un estudio de cuál sería la afectación a la vialidad ante la disminución de los carriles.

Desde hace unas semanas Adrián Esper comenzó a invitar a su casa a personas de diversas áreas para explicarles sobre la Ecovía, sin que tuviera contratiempo alguno en esos encuentros, pero precisamente el miércoles anterior decidió salir y acudir a la Universidad Autónoma de San Luis Potosí Campus Valles.

El resultado quizá no fue el esperado, ya que se enfrentó a las dudas de jóvenes universitarios de diversas carreras quienes lo comenzaron a cuestionar de tal manera que lo hicieron sudar y hasta proferir malas palabras, que al final ni ánimos de hablar con los medios de comunicación tuvo.

Una de las alumnas de la carrera de Licenciatura en Derecho de nombre Rosario Padrón declaró “a mí en lo personal los beneficios no se me hacen buenos, no le veo beneficio si bien la Ecovía es una medida un poco sustentable siento que aquí no es la ciudad, todavía no está preparada, no dieron algo formal, solo un video, no hay estadísticas reales, no dicen de donde lo sacaron, el proyecto no está sustentado”.

Al día siguiente la idea fue presentada ante los miembros de la CANACO en el auditorio de la Cámara, y según refiere su presidente Raúl Altamirano Zúñiga aunque se les aclararon algunas dudas que tenían respecto a la Ecovía hubo otras que quedaron en el aire.

Cuestionó que una vez concluida la obra, que instancia o quien sería la encargada de darle mantenimiento, además si en algunas vialidades la construcción de la Ecovía las haría más angostas y de ser así que tanto afectaría al tráfico y por último los retornos que actualmente se tienen no se les especificó si cerrarán.

La página en Facebook “Proyectos de Impacto Social” en los poco menos de cinco meses que lleva de creada apenas acumula 3 mil 240 “Me gusta” mientras que la antagónica abierta a finales de marzo nombrada “No a la Ecovía en Cd Valles” lleva 2 mil 195 “Likes” en un mes, incluso quienes defienden a la Ecovía señalan que la campaña de desprestigio contra ellos en las redes está siendo orquestada por políticos de la localidad que no quieren que la idea avance.

 

QUE FUNCIONE

 

Para Silvia Olvera integrante del Colegio de Arquitectos de Valles construir una ciclopista en el camellón de las vialidades mencionadas que sea techada no es tan recomendable, sino más bien debería usarse los árboles que ya se tienen y remarcó que hasta el momento la Ecovía solo es una idea y no aporta soluciones absolutamente a todos los conflictos los cuales “hay muchos en el trayecto de todo el bulevar, de tránsito vehicular, de respeto, de un orden”.

“El peatón no tiene banquetas dignas y eso es lo que más importa ahorita, no hay un orden, hay una anarquía y primero es el peatón luego la Ecovía o simultáneamente, no tenemos ningún respeto, el carro es el más importante” agregó e hizo hincapié en que si se da ese proyecto debe funcionar y no ser algo al azahar.

Consideró necesario que de ir en serio esa propuesta se presente el proyecto formal que dé respuesta a todas las inquietudes, con los estudios pertinentes que comprueben que es viable para que no pase lo mismo con el Andador Bicentenario, en donde se invirtieron varios millones de pesos de la federación y actualmente está destruido y olvidado.

 

 

INTERESES POLÍTICOS

 

Este fin de semana pasado Adrián Esper cuestionado si detrás de todo tiene intereses políticos respondió “yo creo que como toda persona, lo que sí es importante es que yo nunca he vivido de la política, ni nunca viviré de la política eso es lo más importante de aclarar; los intereses políticos pues como todos, yo estoy preocupado por mi ciudad, y yo si vivo de la ciudad y por eso es que tengo tanto interés en participar y hacer notar mis ideas en público, no tengo ningún plan de esos-de ser candidato a la alcaldía-lo único es tener muy claro las ideas de los proyectos que son buenos para Valles”.

Refiere que la idea de la ciclopista nació de la nada y surgió como un interés de ayudar a aquellos que no tienen un vehículo automotor en que desplazarse, “busca beneficiar a quienes quieran desplazarse de una manera más sana ya sea caminando o en bicicleta, mejorará la imagen de la ciudad y por último aportará economía sustentable a las familias al ahorrarse dinero que dejaría de usar al subirse al transporte público”.

Destacar que la entrevista hecha a Adrián Esper este sábado se desarrolló en un evento político llevado a cabo en un conocido hotel de la ciudad, al cual asistieron desde funcionarios estatales, diputados, así como integrantes de una agrupación política en San Luis Potosí.

AUNQUE PROMETEN no dañar los árboles falta definir como estos serían integrados al proyecto

 

Categorias
Ciudad VallesHuasteca SurSLP